Cómo Invertir en Tu Negocio Cuando Tienes Deudas


¿Te endeudarías para construir tu negocio?

Cuando pensaba en este tema pasó por mi mente ¿Cuántas personas conoces que se endeudan para ir de vacaciones? ¿Por qué es más fácil tomar esta decisión que endeudarte para invertir en algo que retribuirá tu inversión?

Esta una pregunta rodeada de controversia, sobre todo en nuestra sociedad con  fuerte perfil anti-deuda.

Yo prefiero examinar la deuda desde dos vertientes: deuda desempoderada vs deuda empoderada. Deuda desempoderada usa la deuda para llenar un vacío o para obtener validación exterior o satisfacción, mientras que la deuda empoderado utiliza la deuda de manera estratégica para llegar a donde quieres ir, mientras dispones de un plan claro para pagarla.

 

 

Cómo Invertir Cuando Tienes Deudas

Si estás deseando invertir en tu negocio, pero empiezas con la incertidumbre, “Me encantaría PERO,…” te haré 5 preguntas que te ayudarán a tomar una decisión acerca de si el usar la deuda empoderada es lo adecuado para ti.

1. ¿Hay otra manera de hacer esta inversión sin endeudarme?

Si careces de modos de crear dinero. La pregunta es, ¿estás dispuesto a endeudarte? ¿Qué opciones tienes? ¿Puedes pedir ayuda a alguien, quizás crear una oferta a cambio de tus servicios, o vender algo en eBay?

Si fuera absolutamente necesario reunir la cantidad de dinero en cuestión, ¿qué harías?

Sí, es una pregunta extrema, pero lo cierto es que es una buena manera de ver lo que no has estado dispuesto a hacer… todavía.  Tus pensamientos, sentimientos y emociones no son objetivos ¿Qué medidas crees que debes tomar?

2. ¿Estoy dejando que el miedo afecte esta decisión?

Debido a la visión tan negativa que tenemos sobre la deuda, es muy fácil sentirte mal por tenerla, incluso si la tomaste sabiendo que era lo que necesitabas.

Encuentro que para muchas mujeres, estar en deuda significa tener sentimientos de mucho miedo y autocrítica – dos lugares muy difíciles para actuar de forma ingeniosa e inteligente.

Ten en cuenta que si estás permitiendo que el miedo por deudas pasadas nuble tu visión, dime: ¿Qué sentencia o condena te mereces por tener esa deuda? Por otro lado, ¿Qué posibilidad existente en esta historia, que sea más justa y te empodere?

3. ¿Seré capaz de tomar medidas inteligentes?

Algunos mentores pedirán que te endeudes hasta el último centavo, con el pretexto de superación o hacer un gran avance. Pero después de entrenar a distintas mujeres he descubierto que gastarse todo lo que tienen no es la mejor situación sobre todo cuando están creando su negocio. Es difícil venderse y actuar de una manera que atraigas clientes cuando estás constantemente preocupado por tu deuda.

Todos tenemos un nivel de tolerancia cuando se trata de dinero. Al ser emprendedor, extenderás la zona de confort de tu dinero, y eso está bien. Pero no desearás estirar hasta el punto que no puedas actuar desde un lugar de empoderamiento.

Ahora, esta es la clave…

Si este es tu caso, en lugar de decir no rotundamente – simplemente pregunta: “¿Qué más puedo hacer para que esto suceda, de manera que me ayude a crecer?”

¡Siempre hay modos!

4. ¿Cuál es mi plan para cancelarla?

La deuda puede ser una excelente herramienta para construir tu negocio, ¿Cuándo? cuando lo uses de manera consciente y responsable.

Entonces, ¿cuál es tu plan para cancelarla?

Por ejemplo, si estás invirtiendo en un programa de entrenamiento para conseguir clientes, deberás decidir qué parte de la tarifa de cada nuevo cliente reservarás para pagar la deuda y cuánto tiempo va a tomar. Se realista acerca de su marco de tiempo, para que puedas cumplir con tu compromiso contigo mismo.

De esta manera, vas con un plan y los ojos bien abiertos; haciendo números, verás exactamente lo que necesitas hacer y cuándo. En muchos casos, estarás felizmente sorprendido por lo factible que es y te inspiras a salir y hacer que suceda.

Consejo: Como empresario, tus ingresos están limitados solamente por tu ingenio. Así que después de haber hecho números de la inversión en cuestión, sigue adelante y ve cómo unirte a ese programa o contratando ese servicio puede ayudarte a crear ingresos para cancelar el resto de tu deuda. Crea un plan de pagos por el monto total de tu deuda, si todavía no tienes una.

5. ¿Cómo hago para rendir cuentas?

Sea cual sea tu plan, asegúrate de tener un depósito para rendición de cuentas: haciendo el trabajo con tus programas, utilizando todos los beneficios del programa, dejando de lado el dinero para el pago, con algún dinero que tengas guardado para casos extremos, o lo que sea necesario.

Como profesional sabes que rendir cuentas es fundamental, así que asegúrate de darte el mismo apoyo que darías a un cliente.

La deuda es una herramienta, cuando se trata de tu empresa.

Nada más y nada menos. No dejes que las opiniones de los demás nublen tu visión o hagan que te sientas equivocado en lo que se refiere a la deuda.

Libérate del temor, la culpa y el juicio que tienes en torno a la deuda y utiliza estas 5 preguntas para tomar una decisión empoderada sobre cómo invertir cuando tienes deudas y si el uso de la deuda es lo adecuado para ti.

No olvides de dejarme tus comentarios si te atreves, será un placer responderlos personalmente y compártelo con quien creas que lo puede necesitar.

 

RecibirMasArticulos369

 

[Total:0    Promedio:0/5]

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *